ORACIÓN, DESPEDIDA Y CIERRE

El 5-0 frente al FCB refleja lo que ha sido la temporada. Una vergüenza, un cúmulo de despropósitos, decisiones equivocadas de unos y otros, incompetencia, incapacidad, ausencia de liderazgo en el césped y despachos, y tremenda sensación de que alguien le está tomando el pelo al socio perico.

La prensa se burla de nosotros, la afición al borde de la desesperación, los abuelos se van yendo, los niños no se enganchan, la sociedad nos da la espalda y, mientras, el Club calla. El Club sigue callando. Nuestro Dpto de Comunicación se esconde. Y cuando alguien habla, como ayer hizo Angel Gómez, es para hacer el ridículo.

Socialmente, no más reconocimiento a la antigüedad del socio que un diploma o, como mucho, una insignia. Y a los niños, ni una gorra para presumir en el cole. Si quieren hacerse pericos y tener ídolos, que paguen por ello. A nivel social, sólo una decisión importante. A traición. En plena Semana Santa. Poniendo el dedo en el ojo del socio: Acabar con uno de los pocos símbolos que nos quedaban, el 21. Ahí sí estuvieron rápidos y decididos. El homenaje al socio mayor de 80 años, en cambio, puede esperar. No hay prisa con ellos. Que paguen. Aunque por salud no vayan al campo, que sigan pagando. ¡Somos una empresa!

Eso sí, pronto empezará la campaña de renovación de abonos y con ella, el ensalzamiento del sentimiento y la importancia de no abandonar nunca al Espanyol. Entonces, los socios seremos imprescindibles, básicos, fundamentales, la “vida” del Club. Después, una vez cerrada la inscripción, volveremos a nuestro papel de último mono. Pero ya habremos pagado. The show must go on.

Si. El derbi fue un fiel resumen de lo que ha sido la temporada. Bochorno, aburrimiento y ganas de que acabara, al poco de comenzar. Sensación de quedarnos en Primera sin haber hecho los deberes. Otros han sido quienes nos han sacado las castañas del fuego. Otros equipos nos han mantenido en Primera. Espero que a nadie se le ocurra sacar pecho por ello. Lo que debía ser espectáculo, se ha convertido en alivio por haber llegado a su fin.

Solo en el post partido, Javier De Haro hizo una vez más lo que no hace el Club. Habló de posibles nombres. Aportó algo de esperanza. Transmitió ilusión por el futuro. Dio motivos para seguir creyendo.

En este abismo de mediocridad, una muy buena nota. Un notable altísimo a nivel económico. ¡Sinceras gracias Mr. Chen! Más allá de las condiciones de refinanciación de la deuda, volvería a venderle mis acciones sin dudarlo. Ahora mismo, solo la ilusión de su proyecto nos da motivos para renovar los votos pericos. Solo una pequeña observación. Si yo fuera asesor de Mr. Chen, le recomendaría una urgente ampliación o remodelación de su Consejo. Un trasatlántico no se maneja con un simple titulín.

Adiós temporada 2015 – 2016. Espero no volver a verte nunca más.

Angel Bergadá @AngelBergada23

Angel Bergadá
@AngelBergada23

Share Button

One Comments

  1. Reply Post By Lluis Sala

    La verdad duele.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

* Please arrange the below number in decreasing order